lunes, diciembre 15, 2008

Siempre aguardo al beso, al abrazo; pero la espera se ha acabado.

Toma tu tiempo, no vuelvas conmigo, ya no te anhelo.

Está nublado el cielo y mis ojos lloviendo.

2 comentarios:

Pablo Aldaco dijo...

La fluidez del pensamiento... y del sentir

Susy dijo...

ya no te anhelo... valla